Rubber band

Mi mente, elástica,
tiene la forma de tu nombre,
son sus curvas, las tuyas,
tus valles, tus montes.

A olvidar puedo obligarla
a cambiar su forma y su impronta.
usarla, estirarla, estrecharla,
que parezca que aun funciona.

Mas basta un segundo de desidia,
un descuido, un descanso,
para volver a la forma de tu nombre,
volver al dolor del recuerdo.

Maldito sea el silencio,
malditas sus sugerencias,
maldita la soledad acompañada,
y en ella tu presencia.

Maldito sea el esfuerzo que requiere,
sacarte cada vez de mi cabeza.
forzar siempre formas nuevas,
y el gasto que conlleva.

Estirar, mantenerse ocupado,
deformar la verdad, hasta que duela,
agotar, hasta que el cansancio,
venza la resistencia.

Y quizás de tanto esfuerzo,
algún día la banda ceda.
desaparezcan las curvas de tu nombre,
poder volver a ser lo que antes era.

y rezar con vehemencia,
por que con tanta fuerza,
no sea que la vida no resista,
y se corte la linea entera.

 

Anuncios

3 thoughts on “Rubber band

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s