Herida

Que no deje de doler,
Diosa, no permitas el consuelo.
Mira que es lo único que me queda,
para creer que fue cierto.

Que no se cierre la herida,
al menos no todavía,
que siga abierta, que sangre,
que tiña mis pasos mientras sigo adelante.

Que hiera, cada día,
que abrase mi centro y mi alma,
para poder recordarla,
para que una parte siga siendo mía.

 

Anuncios

7 thoughts on “Herida

    1. Gracias, aunque mi mesura natural me impide tomarme los halagos en serio. Pero muchas gracias, de verdad. Con que caminéis por estas tierras de vez en vez es para mi suficiente (sobre todo si ilumináis sus calles con algún que otro graffitti).

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s