El final.

¿Cómo explicar que duela perderte,
aun sin que jamas te haya tenido?
¿Como apacigua el corazón herido,
el espacio que deja lo partido?
Te alejas cada día paso a paso,
y ya ni tu sombra me va quedando.
¿Dónde quedaron las risas?
Incluso ¿Dónde los llantos?

Y es como si el infierno,
hubiere anidado en mi pecho,
miles de demonios bailando,
mientras yo me hallo resoplando.
aplastado bajo sus pezuñas victoriosas.
Ríe la rabia y ríen los celos.
Pues saben que los vencedores son ellos.

No quiero rendirme, en serio no quiero.
No quiero quedarme con los pies en el suelo.
Pero los ojos del demonio me han mirado de lleno
y sus dedos con llagas me han señalado.

-Tu ya estas muerto- me ha dicho.
y con su dedo me ha señalado.
ha tomado todas mis máscaras y me las ha lanzado.
-Ahora estamos nosotros al mando-

y así siento que desaparezco,
así como lo hacen los versos.
así como muero.

Pronto de mi no quedara nada.
solo ellos, sonrientes y mi mascara.

De mi, Nada.

Nada.

 

 

Anuncios

2 thoughts on “El final.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s